martes, 19 de noviembre de 2013

Obsidian




TítuloObsidian
Autor: Jennifer L. Armentrout
Editorial: Neo
Páginas: 444
ISBN: 9788415577522
Formato: Tapa blanda con solapas.
Precio: 17.90€








Cuando nos mudamos a Virginia Occidental, justo antes del último curso de instituto, creía que me esperaba una vida aburrida, en la que ni siquiera tendría internet para actualizar mi blog literario. Entonces conocí a mi vecino, Daemon. Alto, guapo, con unos ojos verdes impresionantes... y también insufrible, arrogante y malcriado.
Pero eso no es todo. Cuando un desconocido me atacó, Daemon usó sus poderes para salvarme y después me confesó que no es de nuestro planeta.
Sí, lo habéis leído bien. Mi vecino es un alienñigena sexy e inaguantable. Resulta que, además, él y su hermana tienen una galaxia de enemigos que quieren robar sus poderes. Y, por si fuera poco, ahora mi vida corre peligro por el simple hecho de vivir junto a ellos.


<<Rebelde, enigmático, demoledor, ARDIENTE... Solo un extraterrestre así podía detenerme la respiración de esta manera. ¡Dios mío, por fin una PROTAGONISTA BLOGUERA que hace sus sueños realidad! ¡Absolutamente IMPRESCINDIBLE en tu colección TOP TEN de juvenil románticos!>>  Eva Rubio, administradora de Juvenil Romántica.

<<Obsidian es un libro adictivo, con un ritmo trepidante e intenso que te dejará sin aliento. ¡Prepárate para la invasión alienígena del año!>> Silvia Hervás, autora de Besos de Murciélago.

<<Con una protagonista con fuerza y unos secundarios más que intrigantes, Obsidian te atrapará sin remedio>> Miguel Trujillo, administrador de Alas de Papel.



    Pues este libro no me llamaba mucho la atención, pero decidí comprarlo el otro día para ver si me convencía. Y lo ha hecho. Me ha encantado.
Katy se muda con su madre a un pequeño pueblo en el que todo el mundo es un poco rarito. Unos la miran mal, otros la miran con miedo, otros son simpáticos... Dee, su vecina, se convierte en su mejor amiga en cuestión de segundos. Pero no tiene la misma suerte con Daemon, el hermano gemelo de su amiga; él es guapo y sexy, pero arrogante e inaguantable. Sin embargo, no puede decirse que se odian, como ellos afirman, pues todo el mundo ve que saltan chispas cuando andan juntos.
Sin embargo, hay algo que a Katy no le cuadra, y es que el grupito de Dee no la quiere, extraños sucesos ocurren a su alrededor, y... Daemon la ha salvado en varias ocasiones y no tiene ni idea de cómo. Y... ¿por qué se mueve tan rápido?
Cuando Katy descubra lo que realmente son: alienígenas, ¿qué hará? ¿Lo que Dee teme: que se marche para siempre, o lo que Deamon teme: que se quede junto a ellos?
La extraña relación amor-odio (más odio) que se desata entre Deamon y Katy es inigualable. No se soportan, pero tampoco son capaces de estar el uno sin el otro.
En el libro aparecen más personajes, pero apenas hacen nada. Tan solo digo que odié a Simon y a Ash, y por supuesto, amé a Deamon. Aunque pienso que Katy es un poco tonta por no tolerar más a Deamon...
Estoy deseando leer la continuación y saber qué pasa con el reto que ambos forjan.... 


Autora:
Continuaciones: 

PORTADA EN ESPAÑOL NO DISPONIBLE

Web de la autora: http://www.jenniferarmentrout.com/

Book trailer de internet:





- ¿Qué prefieres, que me presente en paños menores?
- Eso sí que sería una presentación que no olvidarían jamás...
- ¡Mamá! ¡Se supone que tendrías que gritarme y decirme que no es buena idea!

- Gracias, tarado.
- Eso no es propio de una señorita, gatita.
- Nunca vuelvas a llamarme así.

- Nunca será un buen momento para que vengas a llamar a mi puerta, niña.

- ¿Habéis quedado para veros mañana?
- Pero si ya lo sabes: nos estabas escuchando.
- Pues claro, hija. Eso es precisamente lo que hacemos las madres.
- ¿Las madres cotillean las conversaciones ajenas?
- Sí. ¿Cómo si no voy a enterarme de lo que pasa?
- Mamá, hay una cosa que se llama privacidad.
- ¡Cielo, eso no existe!

- ¿Tu hermano no tiene camisetas o qué?

- ¿Y tú siempre te quedas mirando a los tíos cuando llamas a su puerta para preguntar por una dirección?
- ¿Siempre abres la puerta medio desnudo?
- Pues sí. Y no has respondido a mi pregunta. ¿Siempre pegas esos repasos?
- No te estaba pegando ningún repaso.

- Supongo que eso explica que tengas esa actitud de chulito.
- Puede, aunque hay alguien que me encuentra bastante encantador...

- ¿No quieres quedar conmigo?
- Pues no.
- ¿Por qué?
- Para empezar, porque eres un imbécil.
- A veces lo soy, sí.
- Y no tengo ganas de quedar con alguien que lo hace porque su hermana lo ha obligado. No estoy tan desesperada.

- Eres muy tímida, ¿verdad, gatita?
- ¿Por qué me llamas así?
- Porque te pones en guardia y el pelo se te eriza como si fueras una gatita.

- ¿Era parte de vuestro trato para recuperar sus llaves que casi me besara?
- No, no. De ninguna manera. ¿Ha estado a punto de besarte? ¡Vaya!

- Perdona, pero, ¿te he hecho algo o qué?
- Pues sí, existir, para empezar.

- Aquí hay gato encerrado.
- ¿Otra gatita que no eres tú?

- No voy a hacerte daño. Nunca podría hacerte nada malo.

- Es una locura, pero no te tengo miedo.
- ¿Ah, no?
- No. ¡No pareces alienígena!
- ¿Y qué aspecto suelen tener los alienígenas, si puede saberse?
- Pues no... no se parecen a ti. No están así de buenos...
- ¿Crees que estoy bueno?

- ¿Cómo sabes que puedes confiar en mí?
- La verdad es que no lo sé. Confío en ti y punto.

- ¿Creéis en Dios?
- Parece un tipo bastante guay.

- ¿Por qué eres tan capullo?
- Cada uno tiene un talento especial, ¿no?
- Pues, chico, se te da fenomenal.

- Estás... muy guapa, por cierto. Demasiado guapa para estar con ese idiota.
- ¿Te has tomado algo?
- Pues no, la verdad. ¿Por qué me lo preguntas, si puede saberse?
- Porque nunca me dices nada agradable.

- Cuidadito con lo que vas a decir, porque puede que sin saber por qué te estalle un rayo en la cara.
- ¿Amenazas a uno de los tuyos por ella? No me esperaba esto de ti.

- Pues yo digo que la llevemos en coche a un campo, en medio de la nada, y la dejemos allí.
- Gracias. De verdad que aprecio tu ayuda.

- Lo matarán. Por tu culpa, humana del demonio. Lo matarán por protegerte.

- Se fue, y desde entonces lo único que ha hecho ha sido darme golpecitos con el boli en clase.
- Seguramente porque lo que quiere es darte golpecitos con otra cosa.
- ¡No puedo creer que acabes de decir eso!


- ¿A qué huele?
- Estoy cocinando pepitas de calabaza. ¿Las has probado?
-  No. ¿A qué saben?
- A calabaza.

- ¿Dónde has estado?
- Hola, cariño. Pues mira, me he ido de fiesta y de putas. Ya sabes que me gusta desfasarme.
- Gilipollas.

- Tengo algo para ti.
- ¿Va a explotarme en la cara o algo así?






4.5/5
¿Quién no desea a partir de ahora a los alienígenas?

8 comentarios:

  1. ¡Hola! Es un libro que me gustó mucho, aunque tiene algunos tópicos que el segundo se solucionan.
    Un besito :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Me alegro de que te gustara :D Yo ya he empezado el segundo! jajaja

      Eliminar
  2. ¡Hola! :)
    Este libro no me llamaba mucho la atención, pero después de leer la reseña de Cris y la tuya me voy a animar a leerlo pronto; aunque me da un poco de cosa, porque ya sabes, lo de las expectativas, que al todo el mundo haberle gustado, pues como que me da cosa que no me guste xD Pero creo, que solo por las citas que has puesto (estas me han encantado) ya me gustará el libro.
    Muchas gracias por la reseña.
    Besos guapa :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te aseguro que te gustará :D Engancha muchísimo!!

      Besos!!

      Eliminar
  3. Hola :)

    Has recibido un premio en mi blog^^ Pásate cuando puedas!

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!
    A mí me encantó aunque como dice Sofía: decaiga en tópicos. Espero leer Onyx pronto porque me muero de ganas por hacerlo.
    Besitos <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me ha encantado y el segundo me está dando mucho más :D

      Besos!

      Eliminar